Skip to main content
7 minutos de lectura

Describen los restos fósiles del delfín de río más grande que haya existido en la Tierra. Se trata de una especie de río de 3,4 metros de largo: Pebanista yacuruna. Un mamífero de río que habría habitado las aguas del Amazonia peruana 17 millones de años atrás en el megahumedal de la Formación Pebas del Mioceno inferior y medio.

Este delfín fósil ha resultado ser el pariente más próximo de los actuales delfines de los ríos Ganges e Indo del sudeste asiático.

Es por ello que el estudio de estos hallazgos fósiles ha permitido ampliar el conocimiento acerca de cómo los cetáceos se adaptaron a la vida dulceacuícola durante el Neógeno del Cenozoico (período comprendido entre 23 y 2,6 millones de años atrás.)

(Imagen 1). Reconstrucción paleoartística de Pebanista yacuruna realizada por Jaime Bran. Tomado de Benites-Palomino et al., 2024.

(Imagen 1). Reconstrucción paleoartística de Pebanista yacuruna realizada por Jaime Bran. Tomado de Benites-Palomino et al., 2024.

Delfines de agua dulce en riesgo de conservación

En la actualidad existen seis especies de delfines de río amenazados en mayor o menor medida por la destrucción de los hábitats.

En América del Sur están las siguientes especies:

  • Delfín del río de La Plata (Pontoporia blainvillei),
  • Delfín del Amazonas (Inia geoffrensis),
  • Delfín de Bolivia (Inia boliviensis), y
  • Delfín del río Araguaia (Inia araguaiaensis).

El resto de las especies vive en el sudeste asiático. Estos son:

  • Delfín del río Ganges (Platanista gangetica), y
  • Delfín del río Indo (Platanista minor).

También existió una séptima especie que habitó el río Yangtsé de China (Lipotes vexillifer). Pero lamentablemente su extinción se declaró en junio de 2008.

(Imagen 2) Mapamundi que muestra la distribución actual de los delfines de río. Modificado de Benites-Palomino et al. 2024.

(Imagen 2) Mapamundi que muestra la distribución actual de los delfines de río. Modificado de Benites-Palomino et al. 2024.

Las relaciones de parentesco entre las distintas especies de delfines de río, tanto actuales como fósiles, resultan difíciles de establecer debido a que el registro fósil es escaso.

Sin embargo, el hallazgo de Pebanista yacuruna ha resultado importante para dilucidar algunas de estas relaciones.

Características de Pebanista yacuruna

El fósil se encontró en la Formación Pebas, en la Amazonia peruana. Las piezas se recolectaron en el 2018 pero su hallazgo y estudio se publicaron recién en marzo del 2024 en la revista especializada Science Advances.

El análisis palinológico (del polen) del lugar indica un ambiente de agua dulce para el hábitat de este delfín.
Se estima que vivió entre 17 y 14 millones de años atrás, entre el Mioceno inferior y el Mioceno medio.

Sólo se cuenta con el cráneo que, de acuerdo al cierre de las suturas entre los huesos, corresponde a un individuo adulto. Conserva el cráneo además, la parte posterior del rostral y la región facial que incluye parte de las crestas supraorbitales, la región temporal y occipital.

De acuerdo a la reconstrucción realizada con base en los restos fósiles, el rostral del delfín habría sido larga y los dientes grandes y robustos.

Las crestas supraorbitales muy desarrolladas indican un gran desarrollo del melón (órgano utilizado para la ecolocalización). Ya que estas estructuras son las encargadas de rodear y proteger a este órgano.

Las estimaciones acerca del tamaño basadas en las medidas del cráneo indican que este delfín habría alcanzado una longitud entre 2,8 y 3,5 metros lo que lo convierte en el delfín de agua dulce más grande conocido hasta la fecha.

A modo de comparación, en la actualidad el delfín de río más grande es el del Amazonas: 2,5 metros de longitud.

(Imagen 3) Cráneo de Pebanista yacuruna en vista dorsal (A y B), ventral (C y D), lateral izquierda (E y F) y anterodorsal (F y G). Tomado de Benites-Palomino et al. 2024.

(Imagen 3) Cráneo de Pebanista yacuruna en vista dorsal (A y B), ventral (C y D), lateral izquierda (E y F) y anterodorsal (F y G). Tomado de Benites-Palomino et al. 2024.

Relaciones de parentesco de Pebanista yacuruna

Gracias al estudio de la anatomía craneana se determinó que Pebanista yacuruna pertenece a los platanístidos, es decir, la familia Platanistidae. La familia Platanistidae se divide a su vez en dos géneros:

  • Platanista.
  • Pebanista.

De tal forma que, Pebanista yacuruna, el delfín de río correspondiente al registro fósil encontrado en la Formación Pebas de la Amazonía peruana sería hermano de los dos delfines que actualmente habitan dos de los principales ríos de la India: Platanista gangetica y Platanista indo.

El rasgo principal que ambos géneros tienen en común es la presencia de crestas supraorbitales bien desarrolladas.

El hallazgo de Pebanista da cuenta de que los platanístidos colonizaron los ecosistemas dulceacuícolas de América del Sur durante un momento crucial de la evolución del Amazonas, mucho antes que el linaje de los actuales delfines de río amazónicos.

Implicancias ecológicas y paleoambientales del hallazgo de Pebanista

Pebanista yacuruna estaba completamente adaptado al agua dulce. Se alimentaba de animales acuáticos a los que atrapaba con sus largos dientes y los tragaba enteros. Este hecho se hipotetizó a partir de las características de los dientes, del rostral y a causa de las inserciones musculares bien marcadas en el cráneo.
El gran tamaño alcanzado por Pebanista ha sido interpretado como un indicador de alta disponibilidad de recursos y de una gran biodiversidad presentes en los ambientes de agua dulce que habitaba.

Durante el Mioceno inferior y medio, en el noroeste de Sudamérica se encontraba el megahumedal de Pebas, con una gran biodiversidad y variedad de recursos alimenticios gracias a las condiciones climáticas más cálidas de la época. Esto habría permitido la evolución de grandes depredadores como Pebanista, hoy extinto. Y otros, como los gaviales, los cocodrilos de rostral alargado que en la actualidad sólo habitan el sureste asiático.

(Imagen 4) Evolución geográfica del norte de Sudamérica. Se observa como al noroeste se formó el gran humedal Pebas durante el Mioceno medio a tardío y que luego desapareció hacia el presente. Modificado de Benites-Palomino et al. 2024.

(Imagen 4) Evolución geográfica del norte de Sudamérica. Se observa como al noroeste se formó el gran humedal Pebas durante el Mioceno medio a tardío y que luego desapareció hacia el presente. Modificado de Benites-Palomino et al. 2024.

Más explicaciones asociadas al tamaño

Otros de los factores que habrían contribuído al gran tamaño alcanzado por este delfín fósil son:

  • la ausencia de depredadores;
  • la inexistencia de competidores directos.

Al comparar la anatomía craneana de los delfines de río del género Pebanista (del Mioceno) con los actuales delfines de río del género Platanista se constata que ambas tienen un gran desarrollo de las crestas supraorbitales.

Una característica, que, como se mencionó anteriormente, se vincula con un gran desarrollo del melón, órgano encargado de la ecolocalización.

En los delfines de río del género Platanista, aquel órgano es tan importante para la ubicación espacial del delfín y para su alimentación que es casi ciego. Por esta razón, los investigadores han hipotetizado que Pebanista yacuruna también podría haber sido invidente. Esto es, debido a la similitud de ambas crestas supraorbitales.

Queda mucho por saber sobre este delfín y sobre cómo los cetáceos transicionaron de mares a ríos. Sin embargo, hallazgos como el de Pebanista yacuruna ayudan a conocer más sobre su historia evolutiva.

Fuente

The largest freshwater odontocete: A South Asian river dolphin relative from the proto-Amazonia

 

Leave a Reply